Protocolo en el Día de las Fuerzas Armadas

Cada año, el sábado más próximo al 30 de mayo día de la festividad de San Fernando, se celebra en España el Día de las Fuerzas Armadas aunque los actos más significativos tienen lugar coincidiendo con el Día de la Hispanidad, el 12 de octubre. Se trata de uno los días más importantes del ejército español y como tal, también es una jornada que requiere de un protocolo especial. Y es este…

En persona y también gracias a la televisión, los actos del Día de las Fuerzas Armadas son vistos cada año por millones de personas ya no solo en España sino en todo el mundo. El actor más conocido es el desfile militar que tiene lugar en Madrid y durante ese día mismo día se realizan otras actividades en diferentes puntos del país que tienen como finalidad el reconocimiento de la labor del ejército español en diferentes partes del mundo. Un día que, como no podía ser menos, también exige de un protocolo propio.

En el reconocido también como Día de la Fiesta Nacional, el personal militar debe vestir obligatoriamente con sus trajes de gala mientras que como manda el protocolo es el Ministerio de Defensa el encargado de engalanar los edificios  donde ondeará la bandera nacional, a la cual se le rendirá un homenaje de respeto y exaltación como enseña de Patria y símbolo de su unidad y convivencia democrática y nacional. Cabe destacar la vestimenta de Felipe VI como Jefe Supremo de las Fuerzas Armadas que debe vestir el uniforme de Capitán General de la Armada.

El protocolo del desfile militar

Cada año el protocolo es el mismo en la celebración del Día de las Fuerzas Armadas. Primero tiene lugar la llegada de la caravana real donde el Ministro de Defensa, el Alcalde de Madrid y el Jefe del Estado Mayor de la Defensa reciben a los Reyes. Después de una rendición de honores al Jefe de Estado con 21 salvas de honor, los  Reyes se suben al pódium y suena el Himno de España.

A continuación es el Rey el encargado de pasar revistas a las tropas, línea de saludo a las autoridades de derecha a izquierda y subida a la Tribuna Real donde como en cualquier acto militar que se precie el Rey se sienta solo. Y a la izquierda la Reina y sus hijas. Es hora de comenzar con el homenaje a la bandera de España, donde se le rinden honores con el himno nacional y las salvas de fusilería.  Mientras portaaviones, fragatas y buques (correspondientes a los ejércitos de aire, mar y tierra)  efectúan una parada y se iza la bandera.

El siguiente acto que marca el protocolo en el Día de las Fuerzas Armadas es el clásico homenaje a los que dieron su vida por España con una ofrenda con corona de laurel y sobrevuela la ‘Patrulla Águila’ sobre la bandera con reactores que dejan en el aire la estela de la bandera de España. Le sigue un desfile militar terrestre ante los reyes, desfile del ejército del aire y desfile de un ejército del mar. Pasa de nuevo la Patrulla Águila sobrevolando la bandera, a continuación tanto el rey como el resto de la familia real saludan a los máximos responsables del desfile, conversación breve entre autoridades y finalización con la marcha de la caravana Real.

Tal y como hemos comentado anteriormente, en lo que al protocolo de vestimenta se refiere en el Día de las Fuerzas Armadas la etiqueta señalada para la recepción las autoridades civiles deben acudir con chaqué los caballeros y las señoras con vestido largo. Por su parte, los militares deben presentarse con la uniformidad de gala modalidad A, es decir sin guantes ni gorra.